Chile

3 días en San Pedro de Atacama

on
12 abril, 2019

En nuestro viaje de mochileros por Sudamérica, San Pedro era uno de los lugares que no queríamos perdernos. Muchos nos habían dicho que era un lugar caro y turístico, pero queríamos descubrirlo nosotros mismos, así que aquí os explicamos qué ver y qué hacer en San Pedro de Atacama

Día 1

Salimos de nuestra cabañita de Maimará a las 8 de la mañana, esperando coger el bus de la empresa Panamericano en la parada a la que llaman “el Mojón de los Ácidos” (no quisimos preguntar el motivo de este nombre, por si acaso…), y no llevábamos ni dos minutos esperando, cuando pasó un coche particular que nos ofrecía llevarnos, por 5$ más cada uno, a Purmamarca.

En un principio nos miramos desconfiados, pero otro hombre que esperaba en la parada le dijo que él no iba hasta allí, y a nosotros, que teníamos bastante pinta de guiris con la mochila a cuestas, nos explicó que eso allí era normal, que no nos preocupásemos.

Acabamos montándonos con él y efectivamente, aquello era algo habitual, ya que en cada parada de bus que vimos él se paraba para preguntar lo mismo. Así cogió a dos mujeres más, y llegamos los cinco a Purmamarca.

A nosotros realmente nos vino de perlas, porque nos dejó delante del Hotel Manantial del Silencio, que era donde, a las 9:30 pasaría a buscarnos el bus de la empresa Géminis, que por 1.600$ por cabeza nos llevaba en unas 8 horas hasta San Pedro de Atacama.

Aquí debemos decir que contactamos por empresa vía Facebook, a través de mensajes privados, y desde allí gestionaron la reserva y nos enviaron una pasarela de pago por email. Todo fácil, sencillo y agradable. No tuvimos que imprimir nada ni calentarnos la cabeza buscando información por Internet. Además, una vez el bus, te dan una vianda (picnic) para comer y para merendar. Vamos, que lo recomendamos.

A mediodía, al pasar la frontera entre Argentina y Chile, tuvimos que hacer de nuevo el paripé de sacar las mochilas, abrirlas, asegurarles que no llevabas fruta, verduras ni algunos de los productos más que no te dejan entrar encima. Al menos nos llevó menos tiempo del esperado, ya que en el mismo edificio tienen la salida de un país y la entrada al otro (cosa que se agradece, la verdad).

Sobre las 17:30 de la tarde llegamos a la Terminal de Buses de San Pedro de Atacama, desde la cual caminamos unos 15 o 20 minutos hasta llegar a nuestro alojamiento, el Hostal Casa Colores, que encontramos por Airbnb a 22€ la noche (nada barato, pero es lo que tiene este pueblecito en cuanto a alojamientos). No hay ningún cartel en la puerta ni número que indique que has llegado a tu destino (y no teníamos datos en el móvil), así que entramos donde decía “Casa de Adobe” y un señor muy poco simpático nos indicó que siguiéramos caminando dentro de la misma propiedad (es un terreno compartido por dos hostels). En la casa no había ningún anfitrión a la vista, sólo dos huéspedes más que estaban tan perdidos como nosotros.

Después de llamar en vano al anfitrión de la casa, deducimos que debíamos hacer un auto check in, porque las habitaciones tenían un nombre en la puerta (que aparecía en el anuncio de la reserva de Airbnb) y la llave colgando. Así que cada uno se metió en su habitación y descubrió el resto de zonas comunes por su cuenta. Yes, una excepcional acogida por parte de los dueños del sitio.

Salimos a descubrir qué hacer en San Pedro de Atacama, que en un principio nos pareció no demasiado atractivo, muy polvoriento y sobre todo, muy muy turístico. La calle principal son puras agencias turísticas que ofrecen los típicos tours que son, en un principio, todo lo que puedes hacer por la zona.

que hacer en san pedro de atacama
San Pedro de Atacama

Los precios de los restaurantes son, además, muy caros comparados con el resto de Chile y norte de Argentina.

Para rematar la guinda, hay una sola casa de cambio en todo el pueblo, con una cifras bien dignas del timo del año, y los tres cajeros que hay en toda la zona se llevan una comisión de 5.500$ y te obligan a poner que eres extranjero, con la consiguiente restricción de 200.000$ máximos de retirada.

No os hacéis una idea del rato que pasamos en cada ATM, probando todas las opciones posibles para que nos dejara sacar más. Al final lo conseguimos, aunque con la VISA de Oscar, y no la Bnext, como veníamos utilizando hasta ahora.

Después nos dedicamos a indagar precios e información de los diferentes tours que ofrecían. Veníamos con recomendación de Francesco y Nicoletta, los italianos que conocimos en El Calafate, que ya habían estado por aquí, pero queríamos tener claras nuestras opciones para decidir.

La agencia que más nos gustó fue Atacama Magic que, aunque usen de marketing a dos chicas con falda corta y labios pintados, fue el sitio donde mejor nos explicaron los tours, con diferencia.

que hacer en san pedro de atacama
Casa de adobe

Tenían además, precios un poco más económicos que el resto que habíamos encontrado, así que decidimos contratar con ellos el tour al Valle de la Luna y a los Géisers del Tatio. Nos costaba en total 70.000$ en efectivo, contando con precio de excursión y entradas.

Día 2

Tras desayunar en el hostel, salimos a recorrer San Pedro. No sabéis lo drásticamente que cambia el paisaje a primera hora de la mañana. Ni un alma por la calle. Todo silencioso sin turistas ni agencias intentando vender. En pocas palabras, un lugar mucho más bonito, con sus características construcciones de adobe y sus calles sin asfaltar. Aquí pudimos ver el encanto de donde realmente estábamos: en un pueblecito rodeado de un espectacular paisaje que incluye zonas de desierto, salares, volcanes, géiseres y aguas termales. Un poquito de to’, vamos.

que hacer en san pedro de atacama
San Pedro de buena mañana

Caminamos toda la calle Caracoles, la principal, hasta el final, donde encontramos una tienda de artesanías donde vendían garrafas de agua de 6 litros a 1.500$ (en el resto del pueblo el mínimo eran 1.800$). Compramos tres (¡el agua no es potable en el desierto de Atacama!) y aprovechamos para comprar un par de gorros y unas gafas de sol para Oscar. Nos lo dejó todo a 8.000$, cuando el precio total real eran 9.5000$.

Después de cocinarnos en el hostel volvimos hasta la agencia Atacama Magic donde, a las 15:00 comenzaba el tour al Valle de la Luna. Nuestro guía era un chico brasileño no demasiado simpático, que explicó más bien poco y nos dejó con ganas de haber contratado el tour con otra agencia.

El Valle de la Luna es una maravilla geomorfólogica ubicada en el mismo desierto de Atacama, formada por una depresión de extrañas formaciones geológicas que son el resultado de sucesivos plegamientos de la corteza terrestre, lo que sumado a la acción del viento, la sal y la falta de humedad, crea escenarios que tienes que ver para creer.

Valle de la Luna

Durante el recorrido hicimos varias paradas como las Tres Marías, el Anfiteatro y la Piedra del Coyote, y el tour finaliza en el mirador de Kari, desde donde disfrutamos de una impresionante puesta de sol, sin duda una de las más bonitas desde que había empezado nuestra aventura

Sobre las 20:30 llegábamos a San Pedro, con una agradable sensación dentro y la cámara llena de preciosas fotografías.

Tenemos que decir que nosotros decidimos contratar el tour, pero existe la opción de alquilar bicicletas (que creemos que están a bastante buen precio) y hacerlo por tu cuenta, abonando únicamente le entrada al parque.

Conocimos a dos chicas españolas que optaron por esta opción, y se ahorraron el precio de agencia, aunque sí nos dijeron que es bastante el trayecto.

Sea cual sea vuestra opción, no recomendaríamos en este caso nuestra agencia.

Día 3

Este día nos levantamos bien pronto, a las 4:30 porque se supone que nos venían a recoger entre las 5:00 y las 5:30 de la mañana para hacer el tour de los Géisers del Tatio.

La van acabó apareciendo por la puerta del hostel a las 5:45, que ya pensábamos que nos dejaban en tierra, y junto con trece personas más, pusimos rumbo a nuestro destino.

Esta vez el guía era Jefferson, un simpático venezolano que no perdió la sonrisa en ningún momento, y nos iba explicando cada detalle, en castellano e inglés, ya que éramos un grupo bilingüe.

Pasó algo más de hora y media (durante la cual íbamos todos durmiendo) hasta que llegamos a los Géisers, un campo geotérmico ubicado en la cordillera de los Andes, a 4.200 msnm, a los pies del volcán Tatio, donde existe una impresionante actividad de 80 fumarolas que producen columnas de agua de hasta 10 metros de altura, producidas por las altas temperaturas de los cráteres. 

Fumarolas

Es un maravilloso espectáculo natural desde donde, además, vimos amanecer tras el volcán, y disfrutamos de un rico desayuno que el conductor Iván nos había preparado.

Nuestro chófer preparando el desayuno

La siguiente parada fue en unos pozones rústicos de aguas termales donde te dan la opción de bañarte durante una media hora o continuar disfrutando de un paseíto con más fumarolas y paisajes hermosos.

Aguas termales

De regreso a San Pedro de Atacama paramos en el río Putana y en el pintoresco pueblo de Machuca, y ya de vuelta en la carretera escuchamos una especie de explosión acompañada de un olor repugnante… ¡Habían vomitado en el bus! Viajaba con nosotros una niña chilena, y se ve que el mar de altura había hecho estragos en ella. Así que tuvimos que bajarnos frente a una laguna con flamencos hasta que la madre de la criatura, el conductor y el pobre Jefferson consiguieron limpiar los restos de aquello.

Mientras limpian la frago… 🙂

Ya volvimos a casa sin más incidentes, muy agradecidos por todo lo bonito que habíamos visto.

Esa tarde la dedicamos a comprar algunos snacks para el viaje del día siguiente y por la noche, ya que era nuestra última en Chile, nos permitimos un caprichillo y fuimos a cenar a La Picada del Indio, donde nos despedimos del país con una chorrillana y un par de riquísimos pisco sours (¡y eso que en la agencia nos dijeron que por la noche nada de comidas copiosas ni alcohol!).

TAGS

LEAVE A COMMENT

UNPARDENOMADAS
Barcelona

Hola! Somos Tati y Oscar. Una joven pareja que un día decidió unir sus caminos con un mismo propósito... Explorar todos y cada uno de los rincones de este maravilloso planeta llamado Tierra

Buscar